Supongo que, como yo, estaréis siguiendo con interés las revelaciones sobre pederastia en la iglesia que, por otro lado, ya conocimos hace años en un excelente reportaje de la BBC en el que se demuestra que el actual Papa Ratzinger fue la persona que ordenó ocultar los casos de pederastia dentro de la Iglesia desde el cargo que ostentaba durante el papado de Juan Pablo II.
Desde hace ya unos meses vengo repitiendo que los niños que desaparecen en el Planeta Tierra es el único secreto que queda por revelarse… y la cantidad de pruebas de que la élite (religiosa y política) está metida hasta las cejas en este Mal es la prueba de que está llegando el momento de conocer la Verdad. En las últimas fechas han aparecido dos informaciones que hablan, por un lado, de la existencia de una red de prostitución homosexual en el Vaticano y, por otro, que en la diocésis de Munich, de la cual fue obispo el hermano de Ratzinger, actual Papa, se han ocultado abusos sexuales a menores por parte de los curas. Todo apunta, por tanto, a que los dos Ratzinger, el Papa y el obispo, son parte de esa Red porque en una ciudad de 400 habitantes como es el Vaticano, no cabe en cabeza humana que desconociera este hecho. Como vengo diciendo desde hace muuucho tiempo, el Vaticano es el verdadero origen del movimiento gay.
Ahora bien, la cosa se pone realmente seria al aparecer una serie de informaciones censuradas durante años en el Reino Unido sobre otra red de pedófilos, que implican, ni más ni menos, que al actual primer ministro, Gordon Brown, al ex jefe de la OTAN, Lord Robertson, y al ex ministro de economía con Blair, homosexual declarado, Peter Mandelson.

El asunto procede, como casi siempre en Gran Bretaña, de Escocia (cuna de la masonería) y fue parcialmente investigado a raíz de una matanza cometida en un colegio por un pederasta-masón con vínculos con la policía y lazos en el propio gobierno británico. Al parecer, el tal Thomas Hamilton surtía de niños a los pederastas de las altas esferas, razón por la cual, la investigación de su matanza fue cortada en seco por las propias autoridades.

El ex primer ministro, Tony Blair, se encargó de dictar la orden de secreto de estado sobre el tema (de 80 años!) y de cercenar la libertad de prensa. El artículo que os linko deja bastante claro que la desaparición de la niña Madeleine McCaan, forma parte de estas redes pederastas, con claras conexiones con la Unión Europea, siendo el portugués Barroso, presidente de la Comisión de la Unión Europea, uno de los referentes de esas redes.
PD: Mi postura actual es que la capacidad de mentir de los políticos y líderes religiosos es consecuencia de sus relaciones sexuales con menores: de su inocencia extraen la capacidad para aparentar inocencia sin ningún tipo de vergüenza.
Acá en este link como los satanista hacen desaparecer a los niños tremendo.

fuentes :http://www.rafapal.com/?p=4696

Anuncios