El gobierno israelí de Benjamin Netanyahu prometió reformas este 31 de julio, con la esperanza de lograr contrarrestar una movilización sin precedentes 150 mil personas, tras las multitudinarias manifestaciones la víspera reclamando “justicia social”. las cosas no están bien en ningún lado de esta tierra, algo pasa y algo grande viene por lo que se ve.

click en la foto

Anuncios